Las cosas que no se esperan son las que más se disfrutan!! esto nos dice Doña Carmen con una sonrisa de oreja a oreja, como cada semana esperaba a Irene su voluntaria en casa para charlar y pasear por el pueblo, lo que no se esperaba era el plan que su voluntaria le tenía preparado, nada menos que ir a ver la Virgen de Candelaria!! Un detalle que nunca olvidará!

¡¡¡¡Volvemos muy pronto con más noticias de nuestra GUATA Santa Úrsulera!!!